Mañanitas de lunes con paseos tempraneros entre las doradas piedras de Salamanca


¡Hola, papá! ¿Cómo estás? ¿Y mamá? Por Salamanca todo tranquilo. Ya han comenzado a abrir los locales de restauración.

Esta mañana me he levantado temprano. Con ganas de pasear un ratito dentro de la franja horaria permitida.

Me he bajado hasta la Plaza Mayor, me he impregnado de la magia de las piedras doradas de nuestros bellos monumentos.

Las cigüeñas sobrevolaban sobre mi cabeza. Y me he acordado de ti. Te miro y sonrío. Sé que me estás observando y que te gusta verme tan activa.

Ha sido una caminata sin paradas. Solo tomé algunas fotos para ilustrar este post. Y sí. Disfruté muchísimo.

Hoy hace 5 meses que dábamos el último adiós a mi princesa. Qué rápido pasa todo. Ya casi hemos superado el ecuador de 2020. Y no nos hemos enterado.

Hace calor. Bastante. Ya he tomado el sol un ratito. Ahora estoy tumbada esperando la hora de la comida. Recién duchada. Con una tranquilidad y una paz interior que me llenan por completo.

No creas que no hecho de menos mis tacones. Pero ahora mismo lo que se estila son las deportivas.

Mucha gente practica ‘running’ y otras, como yo, caminamos a buen paso.

Anoche, en la tele, estaba cantando Julio Iglesias. Fue inevitable recordar aquellas jornadas de hospital en las que ponía ‘Begin the begin’ para que mamá cantara.

Era una de sus canciones favoritas. Igual que la tuya era ‘Maite’, que sonó en nuestra despedida aquel 15 de diciembre de 2018.

Me encanta ver el vídeo del 1 de octubre de 2019 cuando gané el premio al mejor blog. Manolo y Marta aplaudían y grababan el momento.

Aún no sé cómo aguanté de pie con tantas emociones, pero sí. Subí a ese escenario, miré al cielo y supe que estarías orgulloso de mí.

Bueno, pituco. Te dejo por hoy, que se acerca la hora del almuerzo y tengo un poco de hambre, porque después del paseo he estado haciendo ejercicios en casa.

¡Cuídate mucho y cuida de mi princesa! ¡Os quiero! ❤️

Publicado por

Patricia Carnero

Periodista, bloguera y huérfana de padre desde el 15 de diciembre. Este es mi pequeño tributo al hombre que me dio la vida y todo lo que necesité para convertirme en una persona, principalmente, buena, como él, culta, educada y sabia. ¡Gracias, papá, por estos 45 años que me has dejado vivir a tu lado!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s