Las tardes de interminables paseos por la Salamanca más literaria


¡Hola, papá! ¿Cómo estás? ¿Y mamá? Yo tranquila. En casa. Ya sabes que estoy cogiendo el gusto a escribirte temprano. Creo que recién levantada los recuerdos fluyen más hermosos.

Hoy vamos a viajar de nuevo a tu lugar favorito: el Huerto de Calisto y Melibea.

Facebook me recordó anoche aquel paseo vespertino que dimos hace ya 7 años, cuando te recuperabas de un pequeño ictus que sufriste dos meses antes.

Mi cara denota felicidad absoluta por poder estar a tu lado.

Si no recuerdo mal primero fuimos al Palacio de San Esteban. Había una exposición de Jerónimo Prieto y quisiste que conociera personalmente a uno de tus pintores más admirados, que también hemos aprendido a admirar todos por ese pincel prodigioso que aún pinta lienzos de belleza infinita.

Al salir, y a pesar de que la tarde estaba fría, porque se nota en nuestras caras, emprendimos rumbo a uno de los lugares donde te sentías pleno, radiante, feliz.

Allí, en el Huerto de Calisto y Melibea, podías pasar horas simplemente mirando paseando, contemplando las flores blancas que ese día nos regalaron fantásticas fotos, leyendo un libro o mirando los candados que los enamorados dejan allí como símbolo de su amor eterno.

No te gustaba demasiado ver el pozo así. Era una manera de ‘prostituir’ un lugar de culto para un bohemio soñador que encontraba inspiración en cualquier pequeño rincón. El más inesperado.

Hoy es miércoles santo, peque. A estas horas la ciudad aún no ha amanecido. Hay un silencio total que me ayuda a concentrarme para escribir estas líneas, cargadas de recuerdos y algo de melancolía.

Bueno, pituco. Te dejo por hoy. ¡Cuidate mucho y cuida de mi princesa! ¡Os quiero! ❤️

Publicado por

Patricia Carnero

Periodista, bloguera y huérfana de padre desde el 15 de diciembre. Este es mi pequeño tributo al hombre que me dio la vida y todo lo que necesité para convertirme en una persona, principalmente, buena, como él, culta, educada y sabia. ¡Gracias, papá, por estos 45 años que me has dejado vivir a tu lado!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s