Paseos vespertinos por la hermosa ciudad del Tormes


Hola, papá. ¿Cómo estás? Por aquí todo tranquilo. Hoy ha sido mi primer GP de motociclismo sin vosotros. Y lo he llevado regular.

A pesar de que estaba fuerte, no pude contener una lágrima cuando se apagó el semáforo y empezaron a salir los pilotos.

Un ratito de bajón. Pero bueno. Te voy a contar cosas más trascendentes. El coronavirus sigue teniendo en jaque al mundo.

Partidos suspendidos, conciertos anulados, ciudades medio vacías, como Venecia… El mundial de MotoGP sin fecha de comienzo definitiva y, lo que es peor, miles de personas afectadas. Los muertos se van incrementando cada día.

Y entonces piensas en muchas cosas. Ninguna buena, pero será que el optimismo brilla por su ausencia en este domingo primaveral.

He bajado a dar un paseo hasta la Plaza Mayor. Había una concentración contra la violencia de género en el Día de la Mujer Trabajadora.

Dicen que esta semana llegaremos a los 24 grados. Un avance estival que a buen seguro recargue mis pilas con poca batería.

Bueno, pituco. Cuídate mucho y cuida de mi princesa. ¡Os quiero! ❤️

Publicado por

Patricia Carnero

Periodista, bloguera y huérfana de padre desde el 15 de diciembre. Este es mi pequeño tributo al hombre que me dio la vida y todo lo que necesité para convertirme en una persona, principalmente, buena, como él, culta, educada y sabia. ¡Gracias, papá, por estos 45 años que me has dejado vivir a tu lado!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s