Aquellos maravillosos años de inocencia y felicidad


yo

¡Hola, papá! ¿Cómo estás? Supongo que con frío. Parece mentira que a poco más de una semana de que llegue oficialmente el verano, haya que ir de nuevo con chaqueta y zapatos cerrados. Sigue leyendo “Aquellos maravillosos años de inocencia y felicidad”